domingo, diciembre 4, 2022

La Diputación invierte 3,1 millones de euros en el arreglo de dos carreteras afectadas por el incendio de Sierra Bermeja

Leer más

La Diputación de Málaga invertirá 3,1 millones de euros en el arreglo de dos carreteras de la Serranía de Ronda que se vieron afectadas por el incendio de Sierra Bermeja del año pasado. Se actuará en un tramo de 20 kilómetros de la MA-8301 (Estepona-Jubrique) y en nueve kilómetros de la MA-8302 (acceso a Genalguacil desde el puerto de Peñas Blancas). El grueso de las actuaciones -que se localizan en los términos municipales de Estepona, Genalguacil y Jubrique- se centra en la sustitución de las barreras de seguridad, la estabilización de taludes, la construcción de nuevos muros de contención y los refuerzos en el firme de la vía.

El presidente de la Diputación de Málaga, Francisco Salado, ha explicado que en octubre del año pasado ya se desarrollaron obras de emergencia en las dos carreteras, imprescindibles para poder restablecer las condiciones de seguridad vial y para restituir la vialidad. En esos trabajos, la Diputación invirtió casi 650.000 euros.

A ello se unen ahora otras obras de arreglo de las dos carreteras. Por un lado, se encuentra en periodo de licitación (hasta el día 24 de octubre), por una cuantía de 2.182.465,03 euros, la reparación de los daños producidos en la carretera MA-8301, en concreto en un tramo entre los puntos kilométricos 7+800 y 27+500.

Y, por otra parte, la Junta de Gobierno de la Diputación de Málaga dio luz verde en su reunión de esta semana al proyecto de reparación de daños en la carretera MA-8302 (acceso a Genalguacil desde el puerto de Peñas Blancas) en los nueve primeros kilómetros de la vía. El presupuesto de esta obra es de 948.270,66 euros y se aprobó también declarar la urgencia en la tramitación del expediente para la adjudicación del contrato de obra.

Salado ha recordado el compromiso de la Diputación desde el primer momento con las personas, las empresas y las infraestructuras afectadas por el fuego, y ha destacado que se han destinado nueve millones de euros para recuperar y reparar los daños, para prevenir nuevos incendios y para mejorar la capacidad de respuesta ante este tipo de catástrofes, además de ayudar al tejido empresarial.

Por ejemplo, 4,6 millones de euros para la mejora de carreteras y caminos que afectan a municipios como Casares, Faraján, Genalguacil, Júzcar, Estepona o Jubrique; 1,9 millones para la reparación y adecuación de las infraestructuras hídricas en Júzcar, Faraján, Genalguacil, Jubrique y Casares; 1,4 millones para construir nuevas tomas de agua para camiones de bomberos en los 15 municipios del Valle del Genal y se han concedido más de medio millón de euros en ayudas y subvenciones a agricultores, ganaderos, explotaciones forestales y empresas de comercio, restauración y turismo rural de los municipios afectados por el incendio (Genalguacil, Jubrique, Faraján, Júzcar, Pujerra, Benahavís y Casares).

Trabajos en las dos carreteras

Los trabajos que se llevarán a cabo en las dos carreteras consisten en el fresado y refuerzo de firme de tramos afectados por las llamas y posterior señalización horizontal, la estabilización de taludes, la ejecución de muros de contención y sostenimiento a consecuencia de las escorrentías producidas y la restitución de los sistemas de contención que han perdido su protección anticorrosiva.

Precisamente, los sistemas de contención fueron uno de los elementos más afectados por el incendio, dado que al tratarse de carreteras de montaña con importantes desniveles están presentes en la totalidad del trazado en al menos una de sus márgenes. La incidencia directa del fuego sobre las barreras de seguridad y las altas temperaturas a las que estuvieron sometidas ocasionaron, por un lado, la pérdida de la protección anticorrosiva (galvanizado) y, por otro lado, la dilatación en exceso de la mismas, que al ser un elemento continuo, atornillado, ha cedido en algunos puntos, llegando a movilizar los postes de anclaje al terreno y provocando curvaturas en el perfil de la barrera, disminuyendo el nivel de contención.

En este sentido, se contempla la restitución completa de todas las barreras afectadas por el incendio, lo cual incluye el desmontaje de las barreras existentes quemadas y el montaje de nuevas barreras de seguridad metálica, abatimientos y barreras con sistema de protección para motoristas en aquellos tramos donde se habían implantado.

Más artículos

- Publicidad -spot_img
- Publicidad -spot_img

Últimos artículos