Inicio Actualidad El cierre del ocio nocturno, la prohibición de fumar en la calle...

El cierre del ocio nocturno, la prohibición de fumar en la calle o nuevas normas en la hostelería han entrado en vigor en la medianoche de hoy

0
Compartir

La alcaldesa de Ronda, Mª Paz Fernández, ha recordado que, desde esta pasada medianoche, ya están en vigor las nuevas medidas dictadas por el Gobierno Central para intentar frenar la expansión de la COVID-19. La regidora ha apuntado que van centradas en aspectos como el ocio nocturno, decretando el cierre de las discotecas, salas de bailes y pubs que sirvan bebidas. En la hostelería se recuerda la necesidad de garantizar el metro y medio de distancia y se limita a diez el número de personas que pueden estar reunidas y teniendo que cerrar los locales a la una de la madrugada.  

Por otro parte también se prohíbe fumar en la vía pública o en espacios al aire libre cuando no se pueda mantener la distancia de seguridad. El decreto añade la obligatoriedad del uso de las mascarillas y de la distancia social más el lavado periódico de las manos y también diferentes normas que atañen a las residencias de ancianos que, en nuestra ciudad, actualmente están libres de COVID.  

Igualmente está totalmente prohibido el consumo de alcohol en la calle y los botellones, donde seguirá la vigilancia para que no se produzcan al ser un foco importante de contagio. De hecho, la policía ya ha levantado numerosas sanciones a personas que se han saltado la legislación en este sentido en nuestra ciudad en las últimas semanas.  

Fernández ha señalado que todos tenemos que colaborar en cumplir estas nuevas medidas ya que la Policía Local vigilará que se haga, resaltando la importancia de adoptar nuevas normas que eviten que siga aumentando de forma tan preocupante el número de rebrotes y de personas infectadas en toda España. Ha pedido que, entre todos, seamos responsables para poder parar el virus y para no tener que llegar a sufrir otras medidas que ya hemos vivido y a las que nadie desea volver, resaltando el gran comportamiento de los rondeños que está haciendo posible que la situación en la ciudad esté mucho más controlada que en otros puntos del país.