domingo, diciembre 4, 2022

Aprobada en el pleno Ordinario la rescisión del contrato de obra de la «nueva estación de autobuses» a la empresa adjudicataria

Leer más

En el pleno Ordinario celebrado esta mañana, lunes 26 de septiembre, en Ronda se ha aprobado la rescisión del contrato de la obra de la nueva estación de autobuses con la  empresa adjudicataria.

Este punto ha sido objeto de discusión y ciertas tensiones entre las formaciones mayoritarias Partido Popular y Partido Socialista, al responsabilizar este primero, de las diferentes “chinas que han puesto en la ejecución de la obra”. En este sentido también se sumo el concejal del partido no adscrito Carlos Mirasol por considerar que los socialistas rondeños son “la mano negra” de la ciudad, y por tanto perjudican a los ciudadanos.

Por otro lado, la portavoz municipal Isabel Aguilera, negaba que hubiesen sido ellos los responsables de la denuncia ante la Fiscalía de Málaga, sino que fue el propio Colegio de Arquitectos de Málaga quienes la interpusieron, además echaban en cara que la alcaldesa que hubiese “negado que la obra hubiese estado paralizada durante estos meses”.

Finalmente, el asunto salió adelante con los votos favorables del PP, Ciudadanos y el voto del concejal no adscrito Carlos Mirasol, y el voto en contra de PSOE, Izquierda Unida, APR  y Contigo Ronda, mientras que Josefa Valle se abstuvo.

De este modo el Ayuntamiento de Ronda asumirá directamente la finalización de las obras de la nueva estación de autobuses, tras el inicio de la rescisión del contrato a la Unión Temporal de Empresas (UTE), encargada hasta ahora, de la ejecución de la obra.

Así lo explicaba el pasado viernes la alcaldesa de la ciudad, María de la Paz Fernández”, “Nos hemos visto obligados a dar este paso al frente ante los retrasos que ha sufrido la construcción de esta infraestructura, dada la importancia que la misma tiene para mejorar las comunicaciones de nuestra ciudad”, cuyo plazo de ejecución era de 24 meses, ha indicado al respecto la mandataria. “La construcción de este necesario proyecto está garantizado”, ha insistido.  

El requerimiento previo a la rescisión del contrato se comunica a la empresa cuando la demora en la ejecución de las obras ya ha sobrepasado los límites establecidos por ley, antes no era posible adoptar esta decisión. Ahora, tras la comunicación formal a las empresas, que se ha trasladado vía requerimiento, desde el Ayuntamiento «procederemos a poner en marcha una nueva licitación de los trabajos» finalizó la regidora.

Una vez aprobada esta resolución en el pleno  se abre un plazo de alegaciones y resoluciones.

Aunque en paralelo al desarrollo de esta actuación, desde el Ayuntamiento se está trabajando en la construcción del vial alternativo que discurrirá en paralelo a las vías del tren y en la creación de la pasarela peatonal, cuyos trabajos ya han comenzado.  

Más artículos

- Publicidad -spot_img
- Publicidad -spot_img

Últimos artículos